sábado, 11 de julio de 2015

Cabrera

                                                                               Mapa de Cabrera


Cabrera es una isla situada en el Mar Mediterráneo, la mayor del archipiélago homónimo, al mismo tiempo parte del archipiélago balear y perteneciente a España.

La altura máxima de la isla es Na Picamosques, de 172 metros de altitud.



                                           Situación de Cabrera en el archipiélago balear



                                                                          Vista aérea de Cabrera


Datos estadísticos:

Superficie - 15,69 Km²
Población - 12 habitantes
Densidad - 1,3 hab/Km²
Capital - Es Port




UN POCO DE HISTORIA

La isla de Cabrera fue visitada por las principales civilizaciones mediterráneas: fenicios, cartagineses, bizantinos y romanos.
El origen del nombre de la isla se debe a las cabras montesas que habitaban la isla.
Parece que la primera población humana estable en la isla fue una comunidad de monjes que en el siglo V creó un monasterio y permaneció en él hasta finales del siglo VIII.
Durante los siglos XIII y XIV, la isla de Cabrera era utilizada por piratas berberiscos como base donde atacar las costas mallorquinas. Por este motivo, en el siglo XIV se construyó un castillo en la entrada del puerto.
La isla fue lugar de cautiverio inhumano para los franceses derrotados en Bailén.
A finales del siglo XIX la isla pasa a ser propiedad privada. Los dueños intentan el cultivo de vid en la isla y construyeron una bodega, actualmente museo.
En 1916 la isla es expropiada por intereses de defensa nacional. Los dueños mantuvieron un largo pleito contra el Estado. El Tribunal Supremo se pronunció a favor de la administración central.
A partir de entonces, se destinó un destacamento militar.
En 1991 la isla fue declarada Parque Nacional Marítimo Terrestre.



                                                          Castillo de Cabrera



                                                            Castillo de Cabrera



                                   Imagen de los años 70 de los militares en la isla de Cabrera




EL CAUTIVERIO DE LA ISLA

En 1808 estalló la Guerra de la Independencia Española. Tras la victoria española de Bailén, unos 9.000 soldados franceses hechos prisioneros fueron llevados a la isla de Cabrera.
Se acordó un posible intercambio con presos españoles en Francia, pero no se cumple y los prisioneros de Cabrera son liberados en la isla. La prisión fue la propia isla.
El suministro de comida llegaba desde Mallorca cada cuatro días.
En una ocasión, una tempestad en el canal entre Mallorca y Cabrera retrasó los víveres durante ocho días. En el siguiente envío, los franceses intentaron hacerse con el barco. Esto enfadó mucho a los suministradores y no quisieron volver.
Mientras se encontraba una solución, pasaron tres meses. En este tiempo se dieron situaciones de penuria y muchas muertes por inanición.
La gente no tenía alimentos ni existían animales para alimentarse. La ingestión de plantas, en algunas ocasiones venenosas, acarreaba distintas enfermedades. Se practicaron el canibalismo y la coprofagia entre ellos.
El cautiverio terminó en 1814 cuando se firmó la paz. Sólo habían sobrevivido 3.600 personas de las que llegaron en un principio.
La isla quedó sembrada de huesos y de inscripciones de los prisioneros en las rocas, testigos mudos de aquel horror.
Tiempo después, se levantó un obelisco de unos siete metros de altura en cuyo interior, una cripta contiene a modo de muestra, despojos y huesos.



                            Mapa con los lugares descritos por el soldado francés L.F. Guille, en 1808



                                                     Monumento a los franceses




PARQUE NACIONAL DEL ARCHIPIÉLAGO DE CABRERA

El Parque Nacional del Archipiélago de Cabrera es el conjunto de islotes del archipiélago balear declarado en 1991.
El parque tiene una superficie de 10.021 hectáreas, de las que 8.703 son marítimas y 1.318 son terrestres.
Está constituido por 19 islas e islotes. La mayor en superficie es Cabrera, seguida de Conejera, Ses Rates, Els Estels, L´Imperial, Ses Bledes, Es Fonoll, Na Rodona, L´Esponja, Na Plana, Na Pobra, S´Illot Pla, S´Illot y Na Foradada.

El parque tiene un gran valor natural, ya que, debido a su aislamiento, ha llegado hasta nuestros días prácticamente inalterado.
Cobija importantes colonias de aves marinas y especies endémicas.

Bajo las aguas que rodean este conjunto de islas, tienen su hábitat multitud de especies vegetales y algares.
En el medio terrestre, las islas presentan una vegetación típicamente mediterránea, con gran cantidad de acebuches, pino carrasco y matorral xerófilo.
Concretamente en Cabrera hay especies típicas del encinar y boj baleárico.
Otra característica es la amplia extensión que presentan los sabinares.
El archipiélago posee más de 450 especies botánicas, 200 de peces y numerosos invertebrados endémicos y es escala en la ruta migratoria de más de 150 especies de aves.



                                                           Cormorán moñudo



                                                           Gaviota de Audouin



                                                              Podarcis lilfordi





EL FANTASMA DEL PILOTO NAZI

Al lado del castillo de Cabrera hay un pequeño cementerio donde se encuentra una tumba con una modesta cruz con el nombre de Joannes Böckler y la fecha de su muerte en abril de 1944.

El joven soldado alemán de 21 años murió en la II Guerra Mundial cuando su avión, que había partido del sur de Francia rumbo a Argelia, sufrió un problema de motor y cayó cerca de Cabrera. Los cuatro tripulantes saltaron antes de que el aparato se precipitara al mar, pero sólo el piloto Hans Kieffer logró salvarse y alertar con bengalas para ser rescatado.
A Böckler lo encontraron muerto unos navegantes, a Peter Brühlo lo encontraron muerto en una playa de Mallorca y del otro no se supo nunca nada.
Böckler fue enterrado en Cabrera, junto a los restos de los presos franceses confinados en la isla. Junto a él se encontraba otra tumba sin identificar, la de un campesino de la zona que había muerto de un infarto.

Los militares de la isla contaban que en la zona había una presencia que les agarraba por la espalda. Decían que como el aviador estaba lejos de su casa, salía para buscar a alguien al que traspasarle la maldición de no descansar junto a los suyos.

Tanto se habló del tema que llegó a los oídos de la Comisión de Conservación de Tumbas Militares Alemanas. La Comisión exhumó los restos de Böckler del cementerio de Cabrera y los trasladó al cementerio militar alemán de Cuacos de Yuste, donde reposan 180 soldados de Alemania que perdieron la vida durante la Primera y Segunda Guerra Mundial y sus cuerpos acabaron en territorio español.

La gente del lugar cree que se equivocaron de cuerpo, y en lugar de llevarse el del aviador alemán, cargaron con el del campesino que yacía a su lado. Y es que dicen que, cerca del cementerio de Cabrera, se siguen oyendo lamentos.



                                                         Cementerio de Cabrera



                                                      Tumba de Joannes Böckler




                                                                               Castillo de Cabrera


LITERATURA

"La isla de Cabrera y la Guerra Civil", es un libro escrito por Joan Rigo Bonet.
En él cuenta cómo una familia se estableció en la isla de Cabrera en 1932 para hacerse cargo de la explotación agrícola y ganadera de la isla.
De la mano de Jeroni, el primogénito de la familia, conoceremos cómo era Cabrera en los años de la Segunda República y cómo las dos familias residentes en la isla gozaban de una convivencia pacífica. Más tarde, narra los episodios en los primeros años de la Guerra Civil donde se vio truncada aquella armonía entre las dos familias.



                                                 Portada del libro de Joan Rigo Bonet




                                                     Desembarcadero de Cabrera



                                                        Faro Cap de ses Salines



                                                             Faro de n´Enciola



                                                     Interior del museo de Cabrera



                                                             Pinos y sabinas





                                                                                  Puerto de Cabrera

¿Te ha gustado? Entonces quizás te interese:

Islas Canarias
Isla El Hierro
Isla Alegranza
Isla La Graciosa
Isla Lobos
Isla La Gomera
Isla Isabel II
Isla Alborán
Isla San Borondón
Isla Escombreras
Isla Coelleira
Isla del Aire
Isla del Rey


No hay comentarios:

Publicar un comentario